top of page

Refutando los argumentos a favor del “peaje” en Internet

 

En la Consulta Pública de Anatel (Tomada de Subsídios n. 13/2023) sobre la política de costos compartidos, en general, apenas los grandes operadores de telecomunicaciones mostraron su apoyo a la propuesta.


En Europa, en una carta firmada por diversas big telecos,se utilizaron los mismos argumentos: los ingresos de los operadores han disminuido y los proveedores de contenido en la capa de aplicaciones son los culpables de los problemas en la infraestructura. Pero, ¿tienen sentido estos argumentos?


A continuación, revisamos las premisas presentadas por los grandes operadores en la consulta, junto con otros argumentos técnicos en contra.


El argumento de las “grandes telecos” 1: Las grandes telecos han estado perdiendo ingresos a pesar del crecimiento de Internet

¿Qué han dicho las “grandes telecos” en la consulta?

"Sin embargo, como contrapartida a las significativas y continuas inversiones en la expansión de las redes de telecomunicaciones, los ingresos obtenidos por los proveedores de telecomunicaciones se han mantenido prácticamente estancados en todo el mundo" - Tim S.A.
"Las fallas de mercado generadas por la actuación de los Proveedores de SVA afectan directamente al retorno económico de la provisión de servicios de telecomunicaciones, dificultando la reducción de las brechas de conectividad y la capacidad de inversión" - Telefônica S.A.
Las empresas de telecomunicaciones no logran ganar por el aumento del tráfico en sus redes, al tiempo que este aumento genera la necesidad de realizar mayores inversiones y aumenta los costos operativos“ - Oi S.A.

Como se puede observar, se argumenta que los ingresos de las telecos están estancados, no crecen con Internet, lo que genera una asimetría entre quienes invierten en la conectividad y aquellos que "se benefician" de ella.


El problema es que este argumento no se sostiene en el contexto brasileño, tampoco en el internacional.


Punto 1: Los ingresos de las “grandes telecos” han estado creciendo, no están estancados. Según Conexis Brasil Digital, sindicato que agrupa a algunos de los mayores operadores de telecomunicaciones en el país, el ingreso de las telecos en 2022 ascendieron a R$277,7 mil millones de reales.


Conviene señalar que, aunque a un ritmo menos acelerado, el sector de las telecomunicaciones sigue experimentando un crecimiento positivo,según las informaciones de Anatel, sobre todo con respecto a la demanda de acceso a Internet de banda ancha.

Es importante recordar que el sector de las telecomunicaciones es uno de los más rentables de la economía según datos de Valor Investe, que enumeran los 10 sectores con mayor rentabilidad total en el período de 2017 a 2022.


Además, es fundamental tener en cuenta que la capa de infraestructura es una de las que recibe inversiones sustanciales e incentivos gubernamentales. En Brasil, desde el 2020, ha recibido R$ 20 mil millones de reales solo del Ministerio de Comunicaciones.


En Brasil, en el ámbito del 5G, las ganancias netas de los principales operadores no dejan de crecer. Un ejemplo ilustrativo es el de Tim, líder en el sector de TI y Telecomunicaciones según el Valor 1000. Según los datos, solo en 2023, las ganancias netas aumentaron un 124% (alrededor de R$ 626 millones de reales) y los ingresos netos crecieron un 9,2% (alrededor de 5,86 mil millones de reales), en comparación con el mismo período del año anterior.


El argumento de las “grandes telecos” 2: Las “grandes telecos” invierten solas en la infraestructura de la red.

¿Qué han dicho “las grandes telecos” en la Consulta?

“Hasta el momento, las inversiones en infraestructura de telecomunicaciones, que son determinantes para los avances económicos y sociales observados, han sido realizadas exclusivamente por los poseedores de la infraestructura” - Claro S.A.
“Sin embargo, para los propósitos de esta Consulta Pública, TIM señala que el uso abusivo de los recursos de la red involucra la generación de un tráfico significativo y masivo, sin la debida remuneración por las inversiones realizadas en la construcción, expansión y mantenimiento de la red” - Tim S.A.
“El modelo evolutivo de las telecomunicaciones en Brasil es ejemplar, sin embargo, a pesar de que todo el ecosistema digital se beneficia de la expansión basada en obligaciones, las necesidades de inversión recaen únicamente en los proveedores de infraestructura de telecomunicaciones" - Conexis

Las inversiones de las empresas de telecomunicaciones en infraestructura son de hecho muy significativas, ya que este es el mercado al que se dedican.


Sin embargo, las big telecos no invierten solas. En la última década, grandes proveedores de internet han invertido más de U$S 800 mil millones en la infraestructura global de telecomunicaciones.


Quienes invierten más son las principales empresas proveedoras de aplicaciones y contenido, especialmente aquellas que dependen más de Internet para sus negocios. La empresa Meta, por sí sola, ha invertido más de $100 mil millones en OPEX y CAPEX en infraestructura en todo el mundo. En Brasil,proyectos como “OpenCDN” de CGI.br y de NIC.br han estado contribuyendo de manera significativa a la descentralización del tráfico de Internet en el país, con operaciones en Manaus (AM), Salvador (BA), Brasília (DF), Belo Horizonte (MG) y Recife (PE), y muy pronto en Belén (PA) y Cuiabá (MT).


Otro ejemplo de inversión proviene de Netflix, que en los últimos cinco años ha invertido US$60 mil millones en diversos países, lo que a su vez reduce los gastos de las telecos.

¿Por qué ambas capas de Internet invierten en infraestructura? Porque se ha creado una lógica de red libre y abierta, basada en la neutralidad de la red.


Este es el caso de las CDNs (“Red de Distribución de Contenidos”, del inglés),que reciben grandes inversiones de varios proveedores de aplicaciones de Internet y, al acelerar la entrega de contenido y llevarlo más cerca del usuario final, reducen la carga en la red. Es un sistema que se retroalimenta. El mercado de CDNs, que recibe fuertes inversiones no solo de las “big techs”, sino también de varios otros proveedores de contenido, proyecta un crecimiento de U$S 36,5 mil millones hasta el 2028.


El argumento de las “grandes telecos” 3: Las “big techs” violan los derechos de los usuarios

¿Qué han dicho “las grandes telecos” en la Consulta?


El surgimiento de grandes plataformas como espacios públicos de intercambio de información y el comercio online ofrece riesgos para los derechos de los usuarios, los flujos de información y la participación de la población”- Vrio Corp.
“Sin embargo, este tipo de mercado puede presentar asimetría comercial si uno de los lados tiene un alto poder de mercado, lo que podría resultar en el cobro de tarifas más altas a otros usuarios”- Telefônica S.A.
“El consumidor suele atribuir la responsabilidad de problemas de calidad o inestabilidad en la conexión a su proveedor de telecomunicaciones, incluso cuando el problema está relacionado con un SVA que utiliza la infraestructura de la red de telecomunicaciones”- Conexis

Es importante interpretar adecuadamente las disposiciones de la Lei Geral de Telecomunicações (Lei n. 9.472/1997 o LGT). El Servicio de Valor Agregado (SVA) se refiere a cualquier servicio adicional a la actividad principal de las telecomunicaciones, como la televisión e internet, que se pueden ofrecer las operadoras de telecomunicaciones de manera general.


Las “big telecos” argumentan a favor de la posibilidad de que Anatel pueda imponer obligaciones a los Servicios de Valor Agregado (SVAs), al interpretar que estos "violan los derechos de los usuarios". Por lo tanto, de acuerdo con el párrafo 2, del artículo 61 de la LGT, esto permitiría la intervención de Anatel.

Esta lógica no se sostiene.


En primer lugar, hay inversiones por parte de los proveedores en la infraestructura, como se ha mencionado anteriormente. Además, la capa de SVA agrega valor a Internet, que por sí sola no es atractiva para el usuario final. Generar demanda no debe confundirse con violar los derechos de los usuarios.


Además, considerar que la mera existencia de un flujo significativo de datos constituye algo capaz de "violar los derechos de los usuarios" es, como mínimo, cuestionable. El gran volumen y la demanda de consumo son precisamente lo que hace que el sector de las telecomunicaciones sea atractivo y requiera mayores inversiones.


El argumento de las “grandes telecos” 4: Anatel tiene la competencia para aprobar la regulación de la política de costos compartidos.

¿Qué han dicho “las grandes telecos” en la Consulta?


“En este sentido, Oi considera que estas competencias ya son suficientes para que Anatel regule la relación entre los operadores de telecomunicaciones y las empresas de SVA” - Oi S.A.
Por lo tanto, se concluye que las competencias legales de Anatel son suficientes para que se pueda regular el compartimiento de inversiones por parte de los usuarios masivos y los titulares de la red” - Tim S.A.
Teniendo en cuenta la dinámica que impone la economía digital, es importante que Anatel aproveche este escenario para potenciar sus competencias, adoptando medidas que favorezcan la agilidad en la identificación y mitigación de las fallas en el mercado de plataformas digitales” - Telefônica S.A.

Anatel no tiene competencia para imponer obligaciones a los SVAs. Si las tiene, se limitan a la imposición de obligaciones a los operadores de telecomunicaciones.


Es posible ver un ejemplo en las guías telefónicas. Antes de la era de Internet, generar guías telefónicas requería que esta capa de servicios accediera a los datos almacenados por los operadores de telecomunicaciones. Aquí correspondía a Anatel imponer obligaciones al sistema: obligar a las telecos a proporcionar los datos para que se pudieran generar las guías telefónicas.


La lógica inversa no se sostiene: no es Anatel la que tiene la competencia para imponer obligaciones a la capa de SVA.

“La regla es muy clara: no se confunde el SVA con las telecomunicaciones. Por lo tanto, de acuerdo con el párrafo 1 del artículo 61 de la LGT, el SVA "no constituye un servicio de telecomunicaciones, y su proveedor se clasifica como un usuario del servicio de telecomunicaciones que le brinda soporte, con los derechos y deberes inherentes a esta condición".

Si el SVA y las telecomunicaciones no se confunden, Anatel no tiene actualmente competencia administrativa y legal para imponer obligaciones a la capa de SVA. Esta es la base racional de una agencia reguladora, que regula lo que está exclusivamente dentro de su competencia.


Además de la Lei Geral de Telecomunicações, el Marco Civil de Internet también establece el principio esencial de la neutralidad de la red. Según el artículo 9, el "responsable de la transmisión, conmutación o enrutamiento tiene el deber de tratar de manera igualitaria cualquier paquete de datos, sin distinción de contenido, origen y destino, servicio, terminal o aplicación”.


Esto quiere decir que un Internet libre y abierto no permite que se discriminen los datos por su contenido, excepto en casos muy, pero muy restrictivos, lo que no es el caso de la propuesta de costos compartidos.


El argumento de las “grandes telecos” 5: Las “big techs” generan una demanda desproporcionada en la red


¿Qué han dicho “las grandes telecos” en la Consulta?


Los usuarios proveedores de SVA actualmente utilizan la infraestructura de telecomunicaciones de manera desproporcionada, un escenario que no fue (ni podría haber sido) previsto en el momento de la elaboración de la LGT y el MCI”- Claro S.A.
El tráfico masivo de contenido en video, por ejemplo, con un enfoque en resoluciones muy altas (como 4k), suele sobrecargar las redes de telecomunicaciones, lo que exige que los proveedores inviertan cada vez más sin ningún tipo de contrapartida por parte de los grandes generadores de este tráfico” - Tim S.A.
“Los proveedores de contenidos y plataformas digitales, como las grandes empresas de tecnología (big techs), frecuentemente consumen grandes cantidades de recursos de la red, representando, de esta manera, una cuota significativa del tráfico total - Conexis

Como se ha mencionado anteriormente, las inversiones que los proveedores de SVA han hecho en la infraestructura de las telecomunicaciones reducen exponencialmente la demanda y el uso del tráfico de datos.


Además, si el volumen de consumo de datos es alto, los culpables no son los proveedores de aplicaciones de internet. Esto es apenas un reflejo del compartimento y estilos que adoptan los consumidores finales. De hecho, si este volumen no creciera, los importantes incentivos y beneficios que recibe el sector de las telecomunicaciones jamás existirían. Si hoy existe un gran estímulo para aumentar la infraestructura de 5G, es una consecuencia directa del consumo que ejercen las personas.


Además, es importante aclarar las diferencias entre las diversas capas de esta infraestructura. Las redes móviles y las redes de Internet fija representan estándares distintos y estructuras independientes entre sí, lo que hace que el argumento de sobrecarga sea aún más sesgado e inadecuado.


Por estas razones, es necesario decir no a la política de costos compartidos en Internet. No hay argumentos que sostengan esta medida.



Kommentare


bottom of page